Uno de los muebles en los que vengo pensando últimamente, es una vitrina para el salón. En este mueble me gustaría poder guardar un juego de café muy chulo que fue regalo de bodas de mis padres y la vajilla de mis abuelos; las copas de vino, e incluso materiales de manualidades que suelo hacer en el salón. Para mí es importante tener una parte con vidrio pero otra opaca, para guardar aquello que no es tan estético.
En cuanto al estilo y la escala, lo importante es seleccionar un tipo de muebles que vayan con el espíritu de la casa así como con su tamaño.
Ahora os muestro algunas imágenes que he encontrado para inspirarme:
Si os digo la verdad, no he encontrado en el mercado mi vitrina perfecta: unas son muy grandes, otras tienen cierre de malla de gallinero, otras son muy altas,… En fin, que creo que finalmente diseñaré mi propia vitrina a medida para que me la fabrique un carpintero…
¿Qué estilo os ha gustado más?
Besos, Paula.